Home / Salud / 40 cosas que no sabías de la vagina

40 cosas que no sabías de la vagina

1- Para empezar, por lo general, tendemos a confundir la vulva con la vagina. La vulva está formada por los órganos genitales externos de la mujer (pubis, clítoris, labios menores y mayores, abertura uretral y abertura vaginal).

2- Y por otro lado, la vagina forma parte de los órganos genitales internos (el resto: el útero, las trompas de Falopio y los ovarios), y es el conducto fibromuscular que se extiende desde la vulva hasta el útero.

3- ¿Alguna vez te has encontrado a ti misma echándole un vistazo a tu vagina con un espejo? Tu vagina va más allá de lo que el ojo puede ver y lo único que puedes ver es la vulva, el exterior. La vagina sigue en el interior. Se sostiene por los ligamentos de la pelvis (imagínatela como los hilos de las marionetas) con una presión equilibrada de tu cuerpo.

4- La vagina puede levantar peso. La gimnasta rusa Tatyana Kozhevnikova tiene “la vagina más fuerte del mundo”, incluso tiene el Récord Guinness, porque levantó 14 kilogramos (un poco más de 30 lb.) con su vagina.

5- Se dice que la vagina tiene algo en común con los tiburones. Tanto tu vagina como los tiburones cuentan con una sustancia orgánica llamada escualeno

6- El sudor vaginal es 100 % necesario. Tal como ocurre con el resto de nuestro cuerpo, nuestra vagina tiene la habilidad de sudar (con cientos de pequeñas glándulas). Y, aunque no nos guste que esa zona de nuestro cuerpo sude, es imprescindible para proteger nuestro cuerpo de la fricción y el exceso de calor.

7- En la parte superior de la vagina está el cuello uterino, con una abertura lo suficientemente pequeña para que solo pueda entrar entes microscópicos como los espermatozoides. Por eso se estipula que si introduces algo en tu vagina, no irá a ninguna parte.

8- No todo el mundo tiene himen. Lo más normal es que se nazca con él, pero, en ocasiones, puede que no se haya desarrollado. No es motivo de preocupación, tan solo es una membrana protectora sin ningún impacto en la vida sexual.

9- Puede recuperar la elasticidad. Nuestros genitales se vuelven más flojos y elásticos en el momento del coito, pero tras él, todo vuelve a la normalidad. Lo que puede fomentar que su textura sea más blanda es un parto o la edad.

10- Los tacones muy altos son malos para el suelo pélvico. Algunas personas piensan que fortalecen la vagina, pero en realidad puede desplazar el útero.

11- ¿Sabías que el clítoris es un órgano del aparato genital femenino? Sí, y su única función conocida es la de proporcionar placer sexual a la mujer.

12- Por eso se dice que el clítoris es más que el botón que se ve a simple vista, puesto que se extiende en el interior del cuerpo. La parte externa y visible es el glande del clítoris y tiene dos raíces de 10 centímetros.

 

13- El descubrimiento del clítoris se debe a Mateo Colón, un anatomista italiano del Renacimiento en 1552, el que lo bautizó con el nombre de “Amor Veneris” o “placer de Venus”. Pero el origen de la palabra viene del griego “Kleitoris” “kleitoris”, esta última tiene raíz indoeuropea ‘‘Klei’’, que se refiere a inclinación (subida).

14- En la excitación, el tamaño de la vagina cambia. No existe un tamaño estándar, pero la vagina puede variar en tamaño y forma durante la fase de excitación sexual. Eso se debe a mecanismos de nuestro cuerpo para favorecer la concepción.

15- Tu vagina puede salir hacia afuera. Esta dolencia se llama prolapso útero vaginal. Puede producirse tras un parto o por la debilidad del suelo pélvico, pero se soluciona con cirugía.

16- Las mujeres también experimentan erecciones. No son erecciones propiamente dichas, pero nuestro clítoris se hincha gracias a la sangre que se acumula y crece un poco.

17- A pesar de que la vagina es una cavidad, siempre está cerrada. Los músculos que la conforman se adaptan al tamaño de la estructura que la penetre. Sin embargo, esta vuelve a su tamaño habitual.

18- Los alimentos probióticos pueden combatir las infecciones. Las buenas bacterias en los alimentos probióticos pueden ayudar a combatir las infecciones en la vagina, ¡y aumentar la inmunidad! Algunos estudios demuestran que los alimentos probióticos son una excelente fuente para evitar las infecciones vaginales. ¡Pruébalos!

 

19- Dicen que la vagina tiene el mismo pH que una copa de vino. El pH normal de una vagina oscila entre 3.8 a 4.5. La mayoría de los vinos tienen un pH entre 3 y 4, variando según sea vino blanco o tinto.

20- También, los probióticos son una excelente forma de mantener la vagina lubricada. Se encuentran típicamente en alimentos ricos en bacterias como el yogur, queso y otros productos lácteos.

21- Hay un extraño mito urbano, que existe desde los inicios de la historia de la humanidad. Se trata de un fenómeno en la cavidad vaginal que supuestamente el pene puede quedarse atrapado, llamada “penis captivus” o (pene cautivo).

22- Incluso hay estudiosos que han indagado en historias y anécdotas relacionadas al penis captivus, de hecho, hay libros y hasta películas de ‘‘vaginas que muerden’’.

23- Lo cierto es que, bien se sabe que existen las contracciones vaginales, por los músculos en la cavidad que son capaces de presionar y succionar el ‘‘falo’’, en su entrada. Ahí quizás puede explicarse este fenómeno.

24- Por esa razón es que se motiva tanto a que ejercites tus músculos vaginales, con los ejercicios de kegel y otros.

25- Se dice que una de cada 3 mujeres experimentan algún tipo de disfunción en el suelo pélvico (que pueden ocasionar problemas de control de vejiga o dolor para orinar).

26- ¿Salva vidas? Existen estudios que prueba que las células regenerativas endometriales o células madre pueden ayudar en el tratamiento de personas con insuficiencia cardiaca. Estas células se extraen de la sangre menstrual. Y aunque te parezca un tanto raro, pues, déjame decirte que hay científicos que postulan que esta sangre podría ser añadida a los tratamientos para los enfermos de ictus, Alzheimer, la enfermedad de Lou Gehrig y la esclerosis amiolateral.

27- Te gustará escuchar que, según reportes ginecológicos, la vagina puede experimentar cuatro tipos de orgasmos: clitoral, vaginal, mezclado y múltiple.

28- El sexo ayuda a que tu vagina esté sana. Según expertos, tener relaciones sexuales evita que tu vagina se seque. Suena obvio, pero cuando nuestros niveles de estrógeno caen, la vagina se reseca y las relaciones sexuales podrían volverse muy dolorosas.

29- ¡Puede hablar! No es en sentido literal, para que no te asustes, nos referimos a que ella te advierte de cualquier anomalía que esté sufriendo, solo tienes que estar pendiente del color, olor y apariencia.

30- La vagina se limpia sola. La vagina lubrica de forma natural para mantenerse limpia y sana. Después de pasar por un ciclo menstrual, es importante que la vagina produzca flujo para eliminar las células muertas y cuidar el aspecto.

31- Lo que comes puede cambiar su olor. Esto puede deberse a ciertos tipos de café, especias fuertes, cebolla o ajo. Son ligeras variaciones y transitorias.

32- Ahora bien, si experimentas un olor más fuerte, que además va acompañado de un flujo más espeso o de diferente color, puede deberse a una infección.

33- Cuidarse con calidad. Bien se sabe que la higiene es fundamental para tu área íntima externa, por ello debes elegir productos aprobados médicamente. Consulta a tu medico.

34- Se dice que la excitación sexual femenina es gradual y más lenta que la masculina y estimularnos requiere de un poquito más de tiempo. Pero es igual de intensa si conoces las zonas erógenas de tu cuerpo.

35- Si te preguntabas del final de la vagina, pues el ‘fondo’ de la vagina es el cuello del útero (por donde solo pasan los espermatozoides). Además el tejido vaginal, generalmente liso al tacto, cambia de textura cuando se produce estimulación al área conocida como el punto G.

36- De lirios a orquídeas. El tamaño de los labios puede variar desde los 2 cm hasta los 6 cm. Sin embargo, esto no interviene en ninguna posible sensación.

37- Aunque suene extraño, el acné no solo sale en tu cara, sino que puede salir en tu zona íntima. Así que si te sale algo parecido, no te asustes. Pero si ocurre constante, ve a tu ginecóloga (o).

38- La vagina puede crecer hasta un 200% durante la relación sexual.

39- El punto G está situado a unos 6 cm de la vulva.

40- No todas las caras de la vagina o ‘‘vulvas’’ son iguales, por lo tanto, no hay un estándar de perfección. Si se hace una analogía con las vulvas y las flores, nos damos cuenta que así como hay flores de diferentes colores, formas, tamaños, así hay cientos de tipos de vulvas y no existe “la normal o estándar”, por lo que no debemos atormentarnos cuando vemos esos “modelos” en las películas o imágenes, con labios menores pequeños y recogidos, color rosado bebé y todo simétrico. De hecho, nos fijamos que existen cuentas artísticas en Instagram que se inspiran en esta zona íntima como: @mydearvagina y @the.vulva. gallery (no olvides visitarlas) y que buscan manifestar la diversidad que existe cuando de ‘‘vulvas’’ se habla. Movimientos que surgen para que las mujeres se acepten desde sus cabellos, hasta sus rincones más recónditos de su cuerpo. ¡Acéptala y cuídala!

About @discosuave

@discosuave
DiscoSuave, permite a nuestros visitantes escuchar musica en vivo las 24 horas , ademas descargar musica , escuchar y descargar programas anteriores, noticias de tus artistas favoritos. somos "La Estacion Del Amor"

Compruebe también

Dormir menos de 6 horas es peligroso

Dormir menos de 6 horas y no ser regular en la hora de irse a …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.